Trucos básicos de Freestyle Scootering

Los patinetes llevan ya varios años en nuestra sociedad, sin embargo, lo que antes se veía como un producto para niños, ha llegado a convertirse en el transporte de muchos. No solo eso, si no que también se ha desarrollado un deporte en el que los saltos y piruetas sobre el patinete han alcanzado un fuerte auge.

El Freestyle Scootering que da nombre a este deporte, te permite ejercitarte e innovar en cada salto y vuelta, además de servir de transporte. Si estás pensando en empezar con algunos trucos con patinete, sigue leyendo. 

Trucos para principiantes

Si esta es una de las primeras veces que vas a probar a hacer un truco, en primer lugar deberás contar con un scooter de calidad, que se adapte a tus necesidades a la hora de practicar. Pero no puedes empezar por las acrobacias más increíbles que puedas encontrar en YouTube, por eso, te proponemos algunos movimientos básicos para tus comienzos. 

Comienza con el Bunny Hop

Es uno de los mejores trucos para empezar, ya que te permite afianzarse en tu scooter. Manteniendo ambos pies sobre el patinete y las manos sobre los manillares, salta. Probablemente tengas que gastar algunos intentos para alcanzar algo de altura, es solo cuestión de práctica. Conforme te vayas acostumbrando a esa sensación, más alto conseguirás llegar. Para las primeras veces, prueba en una superficie plana este ejercicio, y cuando lo tengas dominado, intenta saltar sobre bordillos no muy altos o para subir escalones de poca altura.

Nollie, un nivel más

Siguiendo al truco Bunny Hop, puedes ir un paso más allá con Nollie, que será el mismo ejercicio pero realizado sobre la rueda delantera. Para ello tienes que inclinarte y empujar ligeramente los brazos hacia delante, así conseguirás levantar la rueda trasera. Conforme vas rodando con la rueda delantera, salta elevandote cada vez un poco más. Por supuesto, necesitarás algo de tiempo, y cuanto más afianzado tengas el Bunny Hop mejor te irá con este.

¡Con una sola mano!

Al no tener aún mucha experiencia, es complicado saltar sin manos aún, pero para poder llegar a ello, puedes empezar saltando con una mano. Igualmente, salta hasta donde puedas, quita una mano del manillar y estírate hacia un lado. La mano que mantienes en el agarre de goma debe ser firme, y al bajar posa ambas manos para aterrizar. Comienza practicándolo en una superficie plana, y ve incorporando obstáculos.

Y ahora… ¡sin pies!

El No-Footer como se le llamaría en inglés, es tal cual suena, sacando los dos pies de la plataforma y estirándolos cuando estás en el aire. Empieza por saltar a la altura que puedas, y mantén el equilibrio mientras sujetas el manillar. Puedes mirar hacia abajo conforme bajas los pies, para un aterrizaje mejor. 

Barspin, un giro de manillar

Si ya has probado sin manos y sin pies, ahora solo te queda darle movimiento al manillar. Para empezar puedes practicar el movimiento en el suelo, y es que el truco consiste en hacer girar el manillar por completo sin terminar de soltarlo. Para ello, suelta el manillar aun cuarto de la vuelta y después con la mano preparada para agarrarlo de nuevo cuando esté a tres cuartos de la vuelta. Si el salto es mayor, más tiempo tendrás de giro. 

Buenos hábitos para el Freestyle Scootering

Para poder realizar todos estos trucos y otros muchos, no solo es necesaria la práctica sino también una buena preparación. Y es que además de contar con un patinete de calidad, también debes cuidar tu vestimenta, que debe ser adecuada para conducirlo, así como unas buenas zapatillas que te permitan estar seguro sobre el scooter.  

Además, para evitar cualquier lesión o mala caída no te olvides de despejar la zona donde estés practicando, y es que si todavía no estás preparado para obstáculos, podrías acabar lesionado. Tómate tu tiempo y practica los trucos tantas veces como necesites, cuanto más seguro te encuentres con estos trucos básicos, mejor te irá en los del siguiente nivel.